Tendencias & Innovación

Comunicación bidireccional en redes sociales

comunicacion bidireccional

Los medios de comunicación convencionales (televisión, radio, prensa…) se caracterizan por una comunicación unidireccional, es decir, que fluye solo desde el emisor hasta el receptor. Sin embargo, internet trajo consigo una nueva forma de comunicar: la comunicación bidireccional, es decir aquella en la que el receptor del mensaje puede convertirse en emisor y viceversa.

Es esto en lo que se basa la web 2.0, un concepto que utilizamos para definir al internet en el que el usuario se convierte no solo en consumidor, sino también en generador de contenidos. Por ejemplo, cualquier persona puede tener un blog donde volcar sus mensajes. A su vez, los visitantes de ese blog podrán publicar comentarios indicando qué les parece el contenido del blog, de modo que esta información llegue al emisor original y este pueda ir adaptando sus contenidos en función de lo que los visitantes demanden.

Pero sin duda el gran exponente de la comunicación bidireccional en internet son las redes sociales. Estos sitios y aplicaciones permiten generar feedback (retroalimentación) de muchas formas diferentes: a través de comentarios, “me gusta”, acciones de compartir… Es por ello que, para las marcas, suponen una increíble fuente de información acerca de lo que su público objetivo demanda.

A continuación veremos algunos consejos para aprovechar al máximo esta bidireccionalidad de la comunicación en dichas plataformas.

 

Comunicación bidireccional en las redes sociales: cómo aprovecharla al máximo

Una de las grandes preguntas que se hacen las marcas ante la gran cantidad de redes sociales que existen es: “¿en cuáles debo estar presente y en cuáles no?”.

En general, existen perfiles de redes sociales recomendados para unos u otros emisores de información. Por ejemplo:

  • Las páginas de Facebook son una buena opción para marcas que se dirigen a un público general.
  • LinkedIn es una red social de uso profesional, tanto para empresas como para profesionales individuales.
  • Youtube suele estar recomendado para aquellas marcas, empresas y profesionales cuyos productos o servicios tengan posibilidades de transmisión a través del formato audiovisual.

Sin embargo, no es esta la única regla que debemos tener en cuenta. Es posible que, aunque cumplamos con el perfil, nuestra página de Facebook no funcione por determinados motivos. Quizá nuestro público específico se encuentre más en Twitter o en otras redes. Por eso, aunque en un principio optemos por los perfiles recomendados de red social, debemos medir todas las interacciones que surjan en cada una de aquellas por las que nos decidamos:

  • ¿Cuántos “Me gusta” ha conseguido mi página de Facebook en X tiempo?
  • ¿Cuántos followers tiene mi Twitter?
  • ¿Cuántos contactos tengo en LinkedIn?
  • ¿Cuántos comentarios tienen mis vídeos de Youtube y qué dicen?

Todo esto es comunicación bidireccional: tú creas unos mensajes y tu público responde (o no) a ellos. Depende de tu talkability. En función del nivel, de la cantidad y del contenido de las respuestas, tendrás información acerca de si debes seguir en esa red aumentando tus esfuerzos en ella o si debes mudarte a otras.

De todos modos, si lo que quieres es obtener una información específica de tu público, lo mejor es que se lo preguntes directamente. Aprovecha las amplias posibilidades de comunicación bidireccional que tienen las redes sociales y permite a tu público que te diga qué es lo que quiere.

A día de hoy existen multitud de formas de hacer esto:

  • A través de publicaciones de texto, imagen o vídeo que formulen preguntas directas.
  • A través de encuestas que den distintas posibilidades de respuesta.
  • A través de mensajes personalizados (aunque esto será más o menos rentable en función de la cantidad de seguidores que tengas)
  • A través de la petición de recomendaciones.
  • De forma anónima, a través de distintos grupos o perfiles en los que tu público esté presente.

Las posibilidades son múltiples y la información que se obtiene de ellas puede ser de una gran importancia para tu negocio.

 

Si te interesa saber más acerca de la comunicación corporativa, visita nuestro Master en Dirección de Comunicación Corporativa.